LOS APODOS

Publicado: 24-03-2015 en Sin categoría

 

 Desde séptimo grado, cuantos fueron mis condiscípulos de la Lenin y la UH me conocen como El Filo.

 En realidad me pusieron El filósofo, por aquello de que escribía, pero hasta los apodos tienen diminutivo. Como protesté al principio, me lo dijeron más, y se quedó conmigo definitivamente. Luego una muchacha descubrió que la raíz significa amor en griego, y me lo dijo, y fue mi novia, y desde entonces me gusta ser El filo.

 Si los apodos pueden resultar crueles, nadie negará que a menudo son, además, imaginativos. En todos los grupos hay una gorda y un chino, pero esos son apenas adjetivos, no verdaderos motes. A una muchacha bajita y activa pueden llamarla simplemente enana, pero La guasasa es mucho más certero y divertido. De la misma manera, a quien es ostensiblemente feo le viene mejor el cómic o el muppet. Un tipo tiene la cabeza grande, y no es lo mismo decirle cabezón a secas, que Maceta gratuita, como llamábamos a uno en la Lenin, o Cabeza de puerco, como en otra ocasión escuché nombrar a alguien que trabajaba donde un amigo. Maceta gratuita: la palabra gratuita es, a su vez, gratuita, pero el creador del nombrete la añadió por pura eufonía. En ese sentido, recuerdo a otro muchacho al que rotulamos como Mamerto ferto. La segunda palabra ni siquiera existe, pero coño, suena bien.

 Algunos surgen por analogía fonética: decirle Limp Bizkit a un bizco, por ejemplo. A ciertos individuos los identifican sus muletillas. Otros apodos remiten a obras conocidas: un tipo feo y velludo puede ganarse el sobrenombre de Chewbacca. En la Lenin eran famosos Los cacas, mote colectivo que da una idea bastante certera de la catadura moral de los tipos. Oí hablar de un negro tan negro que los socios lo llamaban El negativo. Y de una chica con tantos aparatos (ortopédicos y dentales) que era conocida como Jalisco Park.

 Sting es Sting, no Gordon Matthew Sumner. Hay gente cuyo verdadero nombre no sabemos nunca. Tal vez debería existir una guía telefónica de apodos.

 Los nombretes no son apelativos que nuestros padres encontraron bonitos o convenientes, porque así se llamaban sus ídolos o los bisabuelos, o porque empezaban con Y. No son nuestros nombres de pila, que no describen nada, aunque a menudo nos condenan. No, los apodos reflejan nuestro físico, o nuestra personalidad, o una rara mixtura de ambos. El hecho mismo de que los inventemos habla de la inefectividad de nuestros nombres oficiales. Nos lo pone gente que nos conoce bien. Dentro de la onomástica constituyen la oposición, la alternativa. Desconfío de alguien que no se ha ganado un buen apodo en su vida.

(24 de marzo 2015)

Anuncios
comentarios
  1. Yaroslav dice:

    Te sigo desde hace un montón pero es mi primer comentario. Muy bueno esto de los apodos. Yo me he ganado unos cuantos con el curso de los años, entre ellos el de cabezón…jajajaja!! En la Lenin también me gané temporalmente varios diferentes, pero el que siempre ha perdurado es “el ruso”. Ironías de la vida, aquí en españa soy “el cubano” entre mis conocidos. Sigue así Filo, se agradecen tus escritos, así como tus libros, cuentos, videos y todo lo demás.

  2. juan varela perez dice:

    Eduardo, los diminutivos son sufijos que expresan tamaño pequeño, por ejemplo ratoncito, casita, monstruito (no monstrico, como supondrás). Por consiguiente Filo no es un diminutivo, sino un apócope. ¡Vaya intelectual! ¡Vade retro!

    • Varela, a pesar de tu mala leche y ese tono sistemáticamente irrespetuoso, tienes razón, Filo no es un diminutivo de Filósofo. Gracias. Es de sabios reconocer errores y aprender incluso del enemigo más encarnizado.
      En cambio, Alache, Versailles es el nombre en francés del famoso palacio, y así también se escribe el nombre del restaurant de Miami, pero en español Versailles es Versalles, así que ahí no hubo falta de ortografía, sino voluntad mía de cubanizar el nombre del sitio. Dado el fundamentalismo de quienes visitan el lugar, la verdad es que tendrían que agradecérmelo.
      E.

  3. Alache dice:

    Si va a poner el nombre de Sting coño, que lo ponga correctamente o sea completo, le falto el Thomas,, entre muchos mas gazapos ya se equivoco hace poco con Versailles, despues con ese disparate de considerar Filo un disminutivo, acaso sera escritor el bloguero.

    • Alache, hoy te sacaste la lotería conmigo. Tampoco te acostumbres, esto es hoy y ya.

      Cuando, por ejemplo, te refieres a la capital rusa, no dices Maskvá, que es como se vería la transcripción del nombre original ruso y más o menos como se pronuncia en ese idioma, sino Moscú, en español, o Moscow, si hablas en inglés. Yo no tengo que escribir Versailles en francés, por más que sea el nombre del restaurant, si estoy redactando en español.

      Tampoco cuando hablas conmigo o acerca de mí dices mi nombre completo. O cuando hablas de Fidel, no creo que siempre añadas Castro Ruz. No veo por qué yo tengo que poner los tres nombres de Sting para demostrar mi punto. Sobre todo porque, la verdad, los padres se fueron en vicio…

      Puedo tener alguna errata aquí y allá y eso no me convierte en mal escritor. Hasta el mejor escritor del mundo trabaja con un procesador de textos. Y antes de publicar un libro lo hace pasar por las manos de un editor, un profesional cuyo trabajo es justamente ese. Los blogs no tienen editor, así que es comprensible que –muy de tarde en tarde, por otra parte- se me vaya un error. Si no fueras tan imbécil reconocerías que aprendes con mis textos, que te hacen pensar o buscar información acerca de temas que enriquecen tu, ehh, cultura. En ese mismo texto mío, por ejemplo, uso la palabra eufonía. Admite que jamás en tu puta vida te tropezaste con ella.

      Y revisa tu propia ortografía. Escribiste disminutivo…

      E

  4. Carlos E. dice:

    En la secundaria tenía un socito al que le decían El Filo, pero por una causa menos elevada. Tenía la costumbre de atisbar en los escotes y las entrepiernas de las chicas con botones rebeldes y mal sentadas con aquellas “sexy” faldas de secundaria y Pre de finales de los sesenta e inicios de los setenta. Casi todos los hacíamos, pero él se destacaba. El Filo, tengo entendido, anda por Rio, así que se debe de estar despachando con el cucharón grande allá por Ipanema y Copacabana.

  5. Ahmed (desde el portal del Guiñol en los 90) dice:

    Eduardo; Eso de los apodos tiene para escribirse una enciclopedia. Te pongo varios ejemplos.

    En la Lenin teníamos un compañero de albergue cabezón que además se ofendía si se lo decías (eso es fatal para el dueño del apodo, si te ofendes eres “foul al catcher”) Pues a alguien se le ocurrió la idea de apodarle Besonka. La magia del apodo consistía en repetirlo rápido muchas veces (Besonka, besonka, besonka, besonka…….) Por supuesto que cuando Besonka se dio cuenta del timo se volvió a molestar.

    En mi grupo de conocidos y amigos de los años escolares teníamos un Abel que se le apodó “el Leba” (su nombre al revés), un Javier -que en gloria esté- que se apodó “el Vija” (combinación al revés de las sílabas Ja_Vi de su nombre).

    En septiembre de 1984 al entrar en la Lenin nadie se conocía y las personas empezaron a asumir apodos con los nombres de los personajes de las telenovelas que habían puesto en ese verano (Sol de Batey, El Arabe y La Esclava). Entonces hubo quien se llamó Taita (por Taita Julián); Liberato; Alvaro, Hassan (apodo que se le puso al más pequeño del aula, para asemejarlo a un enano de “El Arabe” con ese nombre)

    A mi con este nombre; en m último centro de trabajo empezaron a llamarme El Turco, por mi nombre. Hasta que en una fiesta sindical me pasé de tragos y alguien empezó a llamarme El Kurdo

  6. Fabián dice:

    Nos pusieron y pusimos. Los sufrimos y los gozamos lanzándolos. Recuerdo uno de significado resbaloso, que se inflaba al pronunciarlo: “gordo papabosa”. Pero muchos otros se mantuvieron a la sombra, en voz baja: los nombretes a los profesores. Imagino que año tras año nuestros maestros desfilaron frente al paredón de los ingenios, cambiando de nombrete como de aula. Nunca lo supieron. O casi nunca…

  7. Mr. Ladilla dice:

    Entre este bloguero y Wendy Guerra estan haciendo competencia a ver cual de los dos tiene más faltas de ortografía, esa es la educación que han recibido. Y después se dicen intelectuales, poetas y no se cuanta bazofia más. Claro que son intelectuales pero de sobaco. Vivir para ver.

  8. charlitos dice:

    Cuando Malanga dijo esto, no tenia ni la mas minima idea de la existencia de Eduardo del Llano, pero quizas la presentia y por si acaso le metio el viandazo.

    “El 13 de marzo de 1963, Fidel Castro declaró durante un discurso en la escalinata de la Universidad de la Habana: “Por ahí anda un espécimen, otro subproducto que nosotros debemos combatir (…) muchos de esos pepillos vagos, hijos de burgueses andan por ahí con unos pantaloncitos demasiado estrechos, algunos de ellos con una guitarrita en aptitudes Elvispreslyanas. Y que han llevado su libertinaje a extremos de querer ir a algunos sitios de concurrencia pública, a organizar sus shows feminoides por la libre (…) pero todos son parientes, el lumpencito, el vago, el Elvispreslyano, el pitusa*”.

    • Charladilla dice:

      Otra vez, ¡ Mi mami ! ¡ Mi papi ! ¡ Juntos !
      Papi, ¿por qué no pones la primera letra de tu nombre con mayúscula como to el mundo?

  9. juan varela perez dice:

    Este blog parece una funeraria. El del maricon y castrista de Paquito esta mas animado.

    • Alache dice:

      Juan, Como se llama?. Dame la luz para llegarme por alla, le descargo a ver a los castristas poniendo sus mierditas en sus camaleonicos blogs.

  10. Lidier dice:

    Ahí les dejo unos cuantos a ver cuáles de ellos les resultan nuevos jajajja: “Comequeso”, “frijoles”, “huevo e´ rata”, “mierda e´ pato”, “Freddy el cardiaco”, “el dormío, “el ramamao”, “poco pelo” (EPD), “el perro”, “pelo e´ rata”, “tersites”, “mufasa”, “chivichana”, “el feo”, “veneno”, “culo e´ puerca”, “el sapo”, “el pinti”, “el tinguili”, “el hueso”, “el fua”, “el mato”, “el cufi” bueno creo q hay unos cuantos ahi jajajja

  11. juan varela perez dice:

    Alache, se llama paquitoeldecuba.com.

  12. Mr. Ladilla dice:

    Este blog tiene que ser un cementerio, ya los que conocemos al bloguero sabemos que tiene un trauma infantil con Bolek y Lolek, el payaso Ferdinando y todo lo del campo socialista debido a su nacimiento ruso, y la gente se cansa de lo mismo.

  13. juan varela perez dice:

    El sujeto nacio en la URSS?!!

    • Mr. Ladilla dice:

      Eduardo del Llano Rodríguez. Nací en Moscú, URSS, el 9 de octubre de 1962. Vivo en La Habana. Estudié en la Escuela Vocacional Lenin. Licenciado en Historia del Arte en la Universidad de la Habana en 1985. (Tomado de la biografía en este mismo blog)

      !!! Troncos de manchas en el expediente, nacer en Moscu y estudiar en la Lenin”…Vaya pa’l carajo !!!

  14. el buen Peder dice:

    Ñó, qué clase de mosquero. ¿Y por qué no se van todos pa una discoteca? Menos mi querido Edierzitico-Ladilla, de quien espero encuentre en mí todo lo que necesita.

  15. Pepe dice:

    Permiteme aportar algunos a tu coleccion, todos tomados de la vida real:

    – El Ñoco, un tipo q estaba tan feo q parecia un coño virado al reves.
    – El Pinto, un pecoso q debe haber sido el protagonista de aquel “Pecas, hijo?”.
    – Habichuela, un flaco q parecia una coma.
    – Elve, un diminutivo y deformativo de El Vizco.
    – Huevo Seco, un tipo q no preñaba.
    – Moby Dick, una gorda gorda gorda…
    – Tapa Plana, la pobre, no tenia ni una onza de nalgas.
    – Depinga, otro feo a matarse, q estaba de pene.
    – El Soli, otro flaco q parecia q tenia una solitaria.
    – El Tanque, uno q se encabillaba de nada y parecia q venia con el cañon listo para el disparo.
    – Arepa, por las enormes orejas q cargaba.
    – Culo e’pollo, por la forma de la boca, pequeña, encogida y con los labios botados.
    – El Macho, un oriental q comia cualquier cosa, como un cerdo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s